Oftalmología pediátrica

Oftalmologia Pediátrica

El diagnóstico precoz en la infancia es esencial para prevenir y corregir anomalías oculares, ya que el sistema visual está en continuo desarrollo hasta los 7-8 años, edad en la que ha madurado por completo.

Qué es

La oftalmología pediátrica se ocupa de atender la salud visual en la infancia y adolescencia mediante el diagnóstico, tratamiento y seguimiento de aquellas patologías más comunes en este grupo de edad.

Durante los primeros años de vida, el sistema visual en los niños se va desarrollando hasta completar su maduración a los 7-8 años. En esta edad, la agudeza visual, la visión binocular, el campo visual y la visión cromática ya han alcanzado el 100 por cien.

Por esta razón, resulta de vital importancia velar por un correcto desarrollo visual en este periodo, a fin de detectar precozmente cualquier anomalía visual que pudiera agravarse con el tiempo, e incluso, ser irreversible.

Los especialistas en oftalmología pediátrica recomiendan realizar revisiones de manera periódica, no solo como medida de vigilancia, sino también para abordar cuanto antes posibles dificultades visuales. Hay que tener en cuenta que la mayoría de los niños no suele quejarse a los padres cuando presentan cualquier alteración en su visión, de modo que, para evitar que estas anomalías queden silenciadas, los padres deben ser conscientes de la necesidad de respetar el calendario de revisiones oftalmológicas en la edad pediátrica.

Rellene este formulario para solicitar información sin compromiso.

NOMBRE Y APELLIDOS *

EMAIL *

TELÉFONO *

COMENTARIOS (opcional)

Quiero recibir comunicaciones personalizadas para estar al día de las novedades más relevantes sobre servicios, técnicas o tratamientos médicos y noticias sobre el Grupo Oftalmedic Salvà por correo electrónico, de acuerdo a la Política de Privacidad.

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS.
El responsable del tratamiento es el grupo Oftalmedic Salvà. Trataremos sus datos personales, legitimados por su consentimiento expreso, con el fin de prestarle los servicios médicos y asistenciales contratados por usted en nuestros centros, así como para los otros fines definidos en la Política de Privacidad. Dichos datos no se cederán a terceros, salvo obligación legal. Debe saber que puede ejercitar en cualquier momento los derechos de acceso, rectificación, supresión, limitación del tratamiento, oposición y portabilidad de los datos, descritos de manera detallada en la información adicional sobre protección de datos en nuestra página web (Política de Privacidad).

Rellene este formulario y contactaremos con usted para concertar su cita.

NOMBRE Y APELLIDOS *

EMAIL *

TELÉFONO *

INDIQUE SU PREFERENCIA
¿Ha venido alguna vez a Oftalmedic Salvà?
NO
Día:
LunesMartesMiércolesJuevesViernes
Hora:
de 9:00 a 13:30hde 15:00 a 19:30h
¿TIENE SEGURO MÉDICO?

SINO

¿Cuál?
COMENTARIOS (opcional)

Quiero recibir comunicaciones personalizadas para estar al día de las novedades más relevantes sobre servicios, técnicas o tratamientos médicos y noticias sobre el Grupo Oftalmedic Salvà por correo electrónico, de acuerdo a la Política de Privacidad.

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS.
El responsable del tratamiento es el grupo Oftalmedic Salvà. Trataremos sus datos personales, legitimados por su consentimiento expreso, con el fin de prestarle los servicios médicos y asistenciales contratados por usted en nuestros centros, así como para los otros fines definidos en la Política de Privacidad. Dichos datos no se cederán a terceros, salvo obligación legal. Debe saber que puede ejercitar en cualquier momento los derechos de acceso, rectificación, supresión, limitación del tratamiento, oposición y portabilidad de los datos, descritos de manera detallada en la información adicional sobre protección de datos en nuestra página web (Política de Privacidad).

Problemas visuales más comunes en la

edad infantil

CATARATA CONGÉNITA
CONJUNTIVITIS
DALTONISMO
DEFECTOS REFRACTIVOS
ESTRABISMO
GLAUCOMA CONGÉNITO
OJO VAGO
PTOSIS PALPEBRAL
Principales recomendaciones para la

salud ocular de los niños

El aprendizaje del niño se produce principalmente a través de los ojos, por lo que una buena salud ocular le permitirá un óptimo desarrollo general.

Es poco probable que los niños reconozcan por sí mismos que tienen dificultades en su visión, bien porque se acostumbran a ver mal o bien porque dan por sentado que el resto ven como ellos.

Sin embargo, pueden manifestar determinadas conductas de forma reiterada a las que conviene prestar atención en el hogar familiar y en el ámbito escolar, que indiquen la existencia de algún problema visual que debe ser revisado por el oftalmólogo pediátrico.

Algunos síntomas de problemas en la visión infantil entre los 3 y 6 años son:

  • Ausencia de fijación y seguimiento de la luz (a partir de los 3 meses).
  • Entornar los ojos para enfocar mejor de lejos.
  • Sensibilidad extrema a la luz (fotofobia).
  • Desviación o temblores de los ojos.
  • Enrojecimiento de los ojos.
  • Frotarse los ojos con frecuencia.
  • Acercarse o alejarse del televisor o del papel al leer o escribir.
  • Dificultad para leer la pizarra.
  • Confundir letras o palabras.
  • Mala comprensión lectora.
  • Dolores de cabeza con cierta frecuencia.
Calendario de revisiones oftalmológicas en la

edad pediátrica

Aunque no se advierta ninguna anomalía visual en el niño, los expertos aconsejan que la primera revisión pediátrica a nivel oftalmológico se realice a los tres años. A partir de esta edad, y en circunstancias normales, este examen completo debe repetirse anualmente.

No obstante, antes de la edad pediátrica son aconsejables las siguientes revisiones:

En el primer mes de vida,

Para descartar problemas oculares severos y enfermedades congénitas (glaucoma o catarata congénita).

A los 6-7 meses,

Para diagnosticar el estrabismo.

A los 18 meses,

Para descartar defectos refractivos (miopía, hipermetropía, astigmatismo) y patologías tumorales (retinoblastoma infantil).

A partir de los 3 años, las revisiones tienen como objetivo controlar la agudeza visual y/o detectar de forma adecuada los defectos refractivos o afecciones como el ojo vago o el daltonismo.